Zenón, el benemérito soldado - 1ra Parte



ZENÓN, EL BENEMÉRITO SOLDADO - 1ra Parte
Artículo Periodístico
Publicado el día domingo 8 de agosto de 2010.
Textos: Profesora Elisa María Fernández


Las fuentes documentales son imprescindibles en la tarea de un historiador, suelen clasificarse como fuentes primarias o secundarias según la naturaleza del texto. Al iniciar una investigación, los científicos tienen en cuenta las publicaciones realizadas por otros historiadores para conocer las diferentes miradas en los temas a investigar. Un nuevo documento puede variar el curso de la indagación.
En algunos casos las fuentes primarias, como son los documentos de época, permanecen resguardadas en archivos familiares. Al estar relacionados con relatos sobre “la gente corriente” la búsqueda de esas fuentes resulta por demás interesante para toda investigación.
La imagen que vemos en la página nos permite observar este tipo de documento: la que nos presenta el caso particular de Zenón Gómez, benemérito soldado del ejército de Justo José de Urquiza, cuyo nombre figura en el testimonio rubricado por Rosendo María Fraga en nuestra ciudad de San José de Gualeguaychú, el día 21 de abril de 1849.
Rosendo Fraga, el comandante militar del departamento, dejaba constancia en el documento que el soldado había sido: “agraciado por Su Excelencia, el Señor Gobernador y Capitán General de la Provincia Brigadier Don Justo José de Urquiza con el número de sesenta animales vacunos para criar”.
Al margen del testimonio figuran las marcas que se le asignaban por haber hecho la inmortal campaña al Tonelero. Si bien las “superiores órdenes” habían sido dadas por Urquiza, el comandante era el encargado de dejar constancia de la documentación correspondiente sobre el obsequio del Gobernador.
A partir de la lectura del texto presentado surgen diversos interrogantes referidos al “benemérito soldado llamado Zenón”, como por ejemplo el de su ascendencia. Estas preguntas pueden dar inicio a una investigación.
Los especialistas en la ciencia histórica advierten con facilidad los inconvenientes que pueden plantearse con las diferentes hipótesis. En este caso, realizada la pregunta por el origen de Zenón, quién era, cómo se relacionó con Urquiza; el Dr. Julio Djenderdjian, investigador del Instituto Ravigniani (UBA), accedió a compartir sus impresiones a través de un diálogo virtual sobre el documento en cuestión.
Uno puede preguntarse quienes eran los padres del benemérito nombrado, o bien querer saber sobre las tierras donde pastaron los sesenta vacunos obsequiados por Urquiza y la situación de propietario o arrendatario del soldado ganadero. Lo cierto es que el combatiente nombrado acompañaba al Gobernador en sus campañas descuidando tal vez su hacienda y demás bienes.
La ocupación de la isla y paso del Tonelero era muy importante en esos tiempos; en la actualidad este lugar se puede observar navegando desde Ramallo. Es uno de los nueve pasos angostos y de poca profundidad por la formación de meandros en el Paraná inferior, posición estratégica en aquellas épocas que llevaba a la necesidad de ocupación permanente de dicho espacio por medio de baterías y cañones. Según palabras de Domingo Faustino Sarmiento: “…El río tiene un canal determinado que pasa a tiro de fusil de las barrancas del Tonelero. (…)(1)
El Tonelero fue un lugar muy nombrado en diferentes momentos de nuestra historia. Por ello, así se llamó durante algunos años la calle de nuestra ciudad que hoy conocemos como avenida y denominamos Aristóbulo Del Valle desde 1908, fecha en que se sustituyó su segundo nombre “La Paz”, por disposición del Concejo Deliberante.
El lugar, las circunstancias de su actuación habían sido importantes, pero, ¿quién era Zenón Gómez?
En el archivo parroquial figura el acta de nacimiento de un niño llamado "Pasqual Senon"(2) hijo de Juan Gómez y Petronila Rodríguez; nacido un 11 de abril de 1817, siendo bautizado dos días después. Era descendiente legítimo y su nombre quedó registrado en el libro I de bautismos por lo que no tenía ascendencia negra ni aborigen; de lo contrario su nacimiento hubiera sido inscripto dentro del listado de los naturales.
La familia Gómez Rodríguez habitaba en la villa, al igual que el padrino del vástago, un comerciante gaditano de 61 años llamado Ramón Díaz Obispo y su madrina y tía Clara Rodríguez de 37 años, mayor que su mamá.
El padrón de la villa de Gualeguaychú realizado en noviembre de 1820 sólo transcribe algunos de los miembros del núcleo familiar mencionado, pero no hace referencia a “Pasqual Zenón”.
A partir de la búsqueda en el archivo parroquial y censo de la segunda década del siglo XIX, es que surgió el interrogante realizado al Dr. Julio Djenderedjian.
Pregunta: ¿Es posible que no estén mencionados allí todos los niños de la familia Gómez Rodríguez? o simplemente no es este Pasqual Senón quien figura en el documento de 1849.
Respuesta del Dr Djenderedjian(3): “En efecto, no todos los nacidos están mencionados en los libros parroquiales y censos. Además, puede suceder que Zenón haya nacido en otro pueblo, o en otra provincia, y se haya luego trasladado a Gualeguaychú. Es difícil saberlo, porque la población era muy móvil (no sólo por las campañas militares, sino también por razones laborales o comerciales) y dejaba pocos rastros escritos. Otro problema es que se anotaba aproximadamente (a veces le llevaban al cura la novedad de un nacimiento en el campo, y quien traía esa novedad informaba un nombre de pila distinto del real, o el cura anotaba erróneamente ese nombre). También están las sinonimias o los cambios de nombre, estos últimos bastante frecuentes, dado que no existía lo que hoy conocemos como cédula de identidad o DNI”.

¿Estas situaciones dificultan el estudio sobre la gente corriente?

“En general se pueden seguir con cierta seguridad los casos de personajes "principales", porque éstos dejaban más huellas, y tendían a moverse menos, pero aun así es difícil saberlo.
No es posible de ese modo estar seguros de que el Pasqual Zenón de 1817 sea el Zenón que figura en 1849. Habría que buscar más datos; probablemente en algún informe del Jefe Político de Gualeguaychú que se encuentra en el Archivo de Paraná. Pero la búsqueda puede demorar mucho tiempo y ser infructuosa”
.
Las respuestas de quien tan amablemente aceptara participar del diálogo virtual son interesantes. Queda el interrogante sobre el nacimiento del destacado soldado de la campaña del Tonelero. Sin embargo, sabemos por fuentes primarias que Zenón fue ascendido a cabo 1º después de ese hecho. Formaba parte de la división Palavecino en la batalla de Monte Caseros (1852), así figura en el listado de revista de la Compañía de Flanqueadores del Ejército Entrerriano.
Todo diálogo e intercambio documental ayuda al rescate cultural de nuestro pasado. En la actualidad, acceder al conocimiento científico a través de los especialistas es algo posible de lograr, tan sólo basta con la intención de hacerlo y resulta interesante “para acercar más gente a la historia entrerriana” según palabras del historiador Julio Djenderedjian.
De cualquier manera, indagando en testimonios orales y escritos conservados en la memoria y archivo familiar del Ingeniero Osvaldo Gómez Cattáneo, bisnieto de quien fuera un destacado actor social de nuestro pueblo en el siglo XIX, se pudieron encontrar más huellas de Zenón que permitirán -en la segunda parte de la publicación- aclarar los interrogantes planteados; además de observar el rostro del benemérito soldado.


(1) Sarmiento, Domingo Faustino. Obras Selectas. Buenos Aires, Editorial “La Facultad”, 1945.
(2) Veronesi, Nélida T.”Natalidad y Bautismos en la Parroquia San José de Gualeguaychú” 1810-1823.Investigación inédita. noviembre de 2002.
(3) Djenderedjian, Julio. Investigador del Instituto Ravignani. UBA. Colaboración.

1 comentario:

Elena dijo...

Muy buen artículo.Elena y José